En la comisaría Miguel Alemán atienden a los menores para que tengan un buen desarrollo físico y mental

0
28

Más de 30 niñas y niños de la comunidad Triqui en la comisaría Miguel Alemán reciben el apoyo del Voluntariado Isssteson, que encabeza la señora Elva Garza de Contreras.

Se trata de pequeños de entre los 5 y 13 años de edad, todos hijos de jornaleros agrícolas que emigraron de sus ciudades de origen para buscar trabajo y un mejor futuro.

Despensas, atención médica, de nutrición, enfermería, así como actividades físicas, deportivas, recreación y orientación en salud, son parte de las acciones que el Voluntariado realiza en favor de los pequeños de las colonias Luis Donaldo Colosio y Trinidad Sánchez Leyva, en esta localidad.

“Ellos tienen una pequeña escuela donde dos maestros que hablan su dialecto, les brindan clases vespertinas y nosotros nos encargamos de ayudarles a cubrir algunas necesidades para que se desarrollen de manera adecuada y no se preocupen más que por estudiar y jugar”, expresó la titular del Voluntariado de Isssteson.

Destacó el respaldo del Sistema DIF Sonora, a través de su presidenta, Margarita Ibarra Platt, así como de su directora general, Karina Zárate Félix, para desarrollar actividades en favor de las niñas y niños.

Señaló que constantemente las damas voluntarias acuden acompañadas de personal del Instituto que de forma voluntaria participa donando ropa, alimentos, útiles escolares, además de sus conocimientos.

“Nos ayudan médicos, enfermeras, nutriólogos, los consultan, los revisan, y con el apoyo también de Isssteson podemos ayudarles a estos pequeños a cuidar su salud”, dijo la señora Elva Garza de Contreras.

Explicó que la intención de todos los que integran el Voluntariado Isssteson es ayudar en la medida de lo posible a las niñas y niños para que tengan un buen desarrollo físico y mental, así como la oportunidad de seguir estudiando.